Dentre a comer  a un sitio reconocido de hamburquesas llado “Hamburguesas del oeste” y como un cliente cualquiera, pedi una hamburguesa hasta ahi todo normal, lo anormal fue el tamaño era demasiado pequeña; y la publisidad me mostraba un producto totalmente distinto, con queso, ensalada y todo muy bien, pero lo que a mi me dieron escasamente tenia una rebanada de tomate, y ademas  muy mal servicio.

con esto no quiero generar anarquismo; solo es algo que me nacío escribirlo y ademas se  que se que en ocasiones muchos de nosotros nos hemos sentido engañados no por la publisidad si no por algunos sitios que no dan lo que verdaderamente es.

Anuncios